El Entorno

La tierra espera siempre, arropando en cálido equilibrio un despertar de sueños vegetales, un húmedo clamor de aguas fluyentes. Plácida, acoge al viajero anhelante de aromas; le ofrece,verde, el mar de olivos, la infinita sierra y el inmenso cielo templado de azul.